Skip to content

Un año de Red Dédalo

21/12/2012

 

75341_mafalda_navidad

Estimadas amigas y amigos:

Hace un año comenzó la modesta andadura de la Red Dédalo. El deseo era sumar y generar ideas para que la infancia, su visión y sus expectativas, tengan una consideración sustantiva en el SSPA. Proponíamos una red de profesionales para intercambiar conocimientos y experiencias en torno al derecho de los niños y niñas a ser escuchados en las políticas y en los servicios de salud, a reconocer el aporte al caudal colectivo que representan y a potenciar la incorporación de la perspectiva infantil en la cultura profesional y en la toma de decisiones.

Generada inicialmente en un entorno sanitario, la unificación de las Consejerías de Salud y Bienestar Social puede ser una oportunidad para ampliar su campo de acción a todos aquellos aspectos que, afectando a la infancia, ocupan el amplio marco de lo “social”.

Tampoco podemos permanecer al margen de otras iniciativas tan interesantes e importantes como las promovidas por UNICEF sobre “Ciudades Amigas de la Infancia” o por Francesco Tonucci y su “Ciudad de los niños”. Sumar e integrar aumentarán la fuerza necesaria para conseguir nuestros objetivos comunes.

El blog de la Red Dédalo ha pretendido servir de espacio de confluencia y noticias y de laboratorio de ideas. Esto no ha hecho más que empezar. Pensamos que es en momentos de crisis y dificultades como los que vivimos cuando más proactivos y más valientes podemos ser, en este caso, persiguiendo propuestas innovadoras y con una gran fortaleza moral.

Casi un centenar de profesionales se han registrado de forma activa en la red. Una decena de proyectos están en marcha y sabemos que hay otros muchos en gestación y desarrollo que podrán incorporarse pronto. 64 entradas han intentado aportar novedades, actualización e información interesante sobre cuanto se está haciendo tanto a nivel autonómico, nacional  e internacional. El blog ha recibido cerca de 8.000 visitas desde que se puso en marcha. Lo único que echamos de menos es una mayor participación en cuanto a comentarios, aportaciones y críticas por parte de sus integrantes. Intentaremos que el año 2013 sea mejor que este para el proyecto, estamos convencidos de que así será y en ello pondremos nuestro empeño.

Queremos agradecer la colaboración por los primeros pasos  y pediros apoyos para continuar y reforzar el proyecto. Nuestra imaginación y nuestra decisión pueden prefigurar un futuro en el que la participación de los niños y las niñas sean uno de los mejores parámetros de la calidad y del buen trato que ofrece nuestro sistema sanitario.

Al margen de tantas buenas intenciones, los diferentes informes que se vienen generando por parte de organismos institucionales, organizaciones ciudadanas, etc… sitúan a los menores de edad en la parte más vulnerable de nuestra sociedad y es el estrato social que de forma más grave y agresiva está sufriendo las consecuencias de una situación económica en cuyos resultados no han participado. Las situaciones de exclusión han llevado a un porcentaje muy elevado de menores a situaciones que los colocan en el límite o dentro lo que se considera “pobreza”. Y de pobre puede calificarse una sociedad que no hace nada para solucionarlo. Sobre todo si no los tiene en cuenta para configurar el futuro que les tocará vivir.

Las, recientemente celebradas, VI Jornadas de Salud Pública en Andalucía comenzaban su andadura con un foro en el que se planteaba esta pregunta: “¿Qué contarán nuestras hijas e hijos de la crisis que vivimos actualmente?” En nuestras manos queda que la respuesta no sea: “No nos dejaron participar”. El futuro está en manos de quienes no lo disfrutarán o padecerán. La magnitud de esta responsabilidad nos debe llevar a plantearnos la inmediatez de cuantas medidas se toman y a lograr una perspectiva solidaria, comprometida y capaz de sostener unos pueblos, ciudades, naciones y un planeta que pueda acoger a las generaciones futuras con dignidad.

Gracias por vuestro interés y colaboración.

Felicidades (si fuera posible).

Isabel Escalona Labella, Antonio Garrido Porras y Francisco José Pérez Ramos.

 

Os dejamos con un texto de Eduardo Galeano y unas ilustraciones de Quino que pueden aportar tanto un tono humano como irónico sobre las fechas que se aproximan.

 “Fernando Silva dirige el Hospital de Niños en Managua. En vísperas de Navidad, se quedó trabajando hasta muy tarde. Ya estaban sonando los cohetes, y empezaban los fuegos artificiales a iluminar el cielo, cuando Fernando decidió marcharse. En su casa lo esperaban para festejar. Hizo una última recorrida por las salas, viendo si todo queda en orden, y en eso estaba cuando sintió que unos pasos lo seguían. Unos pasos de algodón; se volvió y descubrió que uno de los enfermitos le andaba atrás. En la penumbra lo reconoció. Era un niño que estaba solo. Fernando reconoció su cara ya marcada por la muerte y esos ojos que pedía disculpas o quizás pedían permiso.

Fernando se acercó y el niño lo rozó con la mano: Decile a… – susurró el niño – Decile a alguien, que yo estoy aquí”.

Eduardo Galeano. El libro de los abrazos.

 

mafalda

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Quino

Anuncios
No comments yet

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: